Información del evento

Las primeras señales de actividad de Suzio 13 se producen el año 2008, pero no es hasta un año después que la formación se estabiliza con Benja al bajo, Luzardo a la batería, los hermanos Alberto (Vice and Vanity, Sarcastic Bombs) y Sergio Moris (Sikotiko) a las guitarras y Jessy a la voz principal. Con ella al cargo del micro, y antes incluso de que se incorporara Alberto, grabarían una maqueta en su local. El sonido de la misma diría poco del sonido al que finalmente tiende la banda porque la decisión de que fuera Sergio el que compaginara cantar con las seis cuerdas tras la salida de la cantante original, lleva a un cambio radical en el sonido del grupo.

Decididos por otro lado por el punk rock porque “es un movimiento que en su momento cambió el mundo, y nosotros queremos seguir cambiándolo”, este grupo de amigos del barrio madrileño de Suanzes, habían determinado el nombre del proyecto a partir de la mala suerte que dicen les acompaña casi desde sus principios. En concreto salió un día en el que se quedaron “tirados en una parada de autobús perdida en a-tomar-por-culo de casa”. Fue en esas condiciones adversas en las que entendieron “que nos pegaba el nombre. Salió de la mala hostia”.

Pasaría poco tiempo antes de que se decidieran a grabar, ya que en 2010 se van a Matamala de Almazán (Soria) donde tienen la posibilidad de trabajar con calma en una casa familiar con piscina y barbacoa. Hasta allí desplazaron el equipo que tiene Alberto y dejaron registrados los temas que dieron forma a “Nuestra Suerte” (Potencial Hardcore, 2010), su primer disco. La grabación corrió a cargo por completo del grupo, en el más puro estilo hazlo-tú-mismo, quedando la masterización para Isma (La Broma de Ssatán) con el que Sergio habá coincidido puntualmente en su paso por Sikotiko. Con su debut ponían de manifiesto su querencia por lo que no dudan en denominar “punk rock 77, con el rock de apellido”, de letras incisivas ante lo que quieren denunciar.

De la composición de las canciones se encargan, en una primera fase, los hermanos Moris, que llevan al local de ensayo unos primeros esbozos tanto de letras como de música. Finalmente son todos juntos los que terminan de perfilar detalles hasta darle la forma definitiva a los temas.

La banda encuentra desde el principio el padrinazgo de Potencial Hardcore; de hecho el debut de la banda es la referencia 168 del catálogo del sello vallecano. Ya como tienda o como discográfica, Potencial lleva activa desde hace ya más de 25 años, y sirve para los de Suanzes, como para muchas otras bandas de la capital como Non Servium, Kaos Urbano, 13 Bats entre otras, de verdadero centro de gravedad de actividades. Preguntados acerca de la existencia real de una escena orbitando alrededor suyo, nos responden: “El contacto con Potencial Hardcore lo tienes desde que empiezas a gatear en la escena punk en Madrid. Es toda una institución que lleva unos 25 años apoyando la escena de Madrid y a nivel estatal y uno de los pocos sellos que va jugando con los grupos de siempre y con bandas nuevas. Por lo tanto si hay una escena montada es porque sin duda es un referente que se ha ganado gracias al esfuerzo de todo este tiempo que lleva dando caña en este mundillo”.

Cuando se hayan en el proceso de grabación de un nuevo disco en 2012, esta vez en su local de ensayo situado en el barrio de Barajas, la banda sufre modificaciones en su formación, ya que Benja tiene que dejar el grupo por motivos laborales, entrando en su sustitución Adrián Morata –Adri– (Menosprecio) para encargarse del bajo.

Para la elaboración, edición y distribución de  “Más Motivos Que en el 77” (Potencial Hardcore, 2012) la banda cuenta ya con pleno apoyo del sello. En esta segunda entrega Suzio 13 ponen de manifiesto las ganas de apuntar a la versión quizás más entrañable de los Clash, sin problema alguno en combinar con elementos diversos que les acercan sin problema al rock urbano, el psychobilly o ramalazos de street punk. La voz rota de Sergio acompañada de coros se instaura ya como seña personal del grupo con la que tratar tanto la rabia como los momentos más intimistas.

Poco después tendrían sustitución también en la batería porque Luzar tiene que dejar la banda. Probaron con diferentes opciones pero al final quien se hace con el puesto de manera permanente es David López –Mantxe– (La Morraya, Bajo Klero) .

Su siguiente entrega se gesta en diciembre de 2013 en el estudio Corleone donde trabajan con Mr. Chifly (Habeas Corpus) convencidos por las referencias que reciben de él. Para la masterización se decantaron por el estudio Ultramarinos de Víctor García. “Una vez sacado el sonido que buscábamos nos apetecía dar calidad a nuestro siguiente trabajo”, aclara Sergio cuando le preguntamos por la decisión al respecto del lugar de grabación. Y lo cierto es que con “La Unión Hace la Fuerza” (Potencial Hardcore, 2014) la banda consigue dar un salto cualitativo. Se afianzan en sus maneras de siempre sonando mejor que nunca. Los madrileños incluyen piano, teclados y vientos para momentos puntuales y demuestran la ausencia de incompatibilidades entre el punk y la elegancia en el sonido. Todo ello rematado por la solemnidad de una portada que les muestra dibujados como si de efigies de líderes comunistas se tratase entre laureles y unas jarras de cerveza que chocan entre sí con una granada entre ellas.

Dedicatorias explícitas al antifascismo mundial en general en el libreto interior refrendando la que ha sido prácticamente desde el principio la actitud contestataria y comprometida de la banda para con una visión del punk que comparten, por cierto, con muchos nombres de la escudería vallecana: “Dentro del punk hay varias corrientes, desde el absurdismo creativo y políticamente incorrecto hasta el activismo político y recto con mensajes directos. Nosotros somos antiracistas, antifascistas y anticonformistas. Hay que mojarse y más en los tiempos que corren y sí que nos hemos vuelto un poquito más políticos en los últimos temas pero eso sí: Una revolución sin fiesta no es nuestra revolución”.

Quizás muchas de las maneras desplegadas para la edición de su siguiente trabajo “Imparables” (Potencial Hardcore, 2015) hablan de la confianza ya adquirida por los madrileños a lo largo de su trayectoria. Una locomotora a toda velocidad reventando incluso los raíles por los que circula, reafirmación en las coordenadas con las que se había grabado el anterior, versión en inglés de las letras y recuerdo en las dedicatorias para gente de San Sebastián de los Reyes, Alcobendas, Suanzes, Vallecas, Móstoles “y de todo Madrid”, que hablan del recorrido de Suzio 13 para constituirse en alternativa más que válida para los amantes del género en su versión más contestataria.

Tienen una larga lista de bandas que consideran como verdaderos compañeros de actitud y aficiones. Con las lógicas reservas ante el temor de olvidarse de alguno, avanzan, junto a un largo etcétera, a nombres como  Kaos Urbano,  Ignotus, Non Servium, Asako 1312, Rude Pride, Bogavantes con Tirantes, Turbofuckers … De igual manera se les acumulan ya los conciertos y festivales a sus espaldas, viéndose en dificultades cuando se les pregunta por las actuaciones que mejor recuerdan: “Hay muchos conciertos especiales. Las presentaciones en Madrid, jugando en casa suelen tener una carga emocional añadida o por ejemplo en la última edición del  Aupa Lumbreiras. No sé, demasiadas nieblas grises que nublan nuestras cabezas” concluye Sergio.

SUZIO EN SALA CARACOL MADRID